Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, intereses y nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies.Términos y condiciones

Aceptar

Haz eliminado tu cuenta con éxito, recuerda que puedes volver a registrarte en cualqueir momento.

X
Si quieres vivir una experiencia gastronómica diferente, única y con un toque de estilo. ¡Este es el plan perfecto!


El cielo de Medellín se torna de rojos y naranjas llenos de misterio y romanticismo, empieza a caer la noche y la atmósfera cambia para que podamos ver una metrópolis reluciente con matices de luces infinitas que se reflejan en las sonrisas de cientos de personas que salen a maravillarse con la vida nocturna de la capital de la moda. La multiculturalidad es palpable dentro de cada espacio de Medellín, y ciudadanos y turistas disfrutan cada noche de un espectáculo cotidiano en el que se pueden disfrutar maravillas gastronómicas en espacios muy exclusivos, además de un ambiente perfecto para disfrutar de la música, el baile y un buen trago.

Los sabores gastronómicos para una capital cultural como Medellín son algo que está en constante cambio para renovarse y llenar de nuevas tendencias a comensales hambrientos de experiencias y momentos memorables. Este es el espacio perfecto para las cenas clandestinas, una nueva tendencia en donde personas se reúnen en torno a una mesa para disfrutar sabores únicos preparados por chefs independientes, y de paso disfrutar de una buena conversación con personas que no se conocen y así crear nuevos lazos sociales. ¿Lo más increíble de este formato de comida? Que no tiene nada que ver con un restaurante convencional, es simplemente un lugar con una mesa en donde solo unos cuantos comensales previamente programados disfrutan de lo que el chef prepara en una noche; un formato perfecto para personas que quieren conocer sabores diferentes, dejándose sorprender por expertos y aficionados de la cocina gourmet.

Pero claro, te debes estar preguntando, ¿y cómo hago para poder disfrutar una cena clandestina en Medellín? Pues bien, estuvimos visitando Cenas Libertina, un espacio espectacular creado por Manuela Lopera, una chef que confiesa que cocinar es una terapia para el estrés y afán del día a día. En este lugar figura un concepto primordial: la cocina es comunicación, una forma de conectar personas y brindarles emociones a través de los sentidos con cada nuevo sabor. Para contactar con este tipo de lugares basta con buscar en Facebook “cenas clandestinas”, y así podrás agendar la que más te guste y mejor ubicada te quede.

Comenzamos la experiencia en Cenas Libertina, un coctel de mimosa de uva fue la joya que nos dio la bienvenida al lugar con un escarchado de azúcar y un aromatizado de romero que fue uno de los temas de conversación iniciales con todas las nuevas personas que estábamos conociendo esa noche. La entrada fue protagonizada por unas gyozas de pulpo con un poco de berenjenas asadas, al fondo tenía salsa de soya y cítricos que llenaron de frescura el plato. También nos deleitamos con una granita de gulupa, un postre congelado que por dentro guardaba la sorpresa de un sorbete tipo raspao hecho de pulpa de fruta. Para el plato fuerte disfrutamos una carne de res en salsa con un arroz exquisito, aromatizado con jazmín. Y bueno, para finalizar una cena perfecta no podía hacer falta el postre, en este caso nos deleitamos con una tarta de manzana bañada en salsa de panela, con un toque de canela y encima un helado de limonaria perfecto para mezclar los sabores.

Esperamos que luego de esto te animes a agendar una cena clandestina para dejarte sorprender con los mejores sabores en diversas ciudades de Colombia, un nuevo formato en donde la camaradería es protagonista en medio de gastronomía que va a enamorar tu paladar.


CARGANDO...