Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, intereses y nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies.Términos y condiciones

Aceptar

Haz eliminado tu cuenta con éxito, recuerda que puedes volver a registrarte en cualqueir momento.

X

Varias son las razones por las que tu bebé llora desconsoladamente. Vamos a ver cuáles son esas razones y qué puedes hacer para que tu bebé deje de llorar.

Lo primero que debes hacer es mantener la calma, pues nada es más estresante que oír llorar a nuestros bebés. Cerciórate de que las necesidades básicas están cubiertas, esto es, no tiene calor, frío, hambre o sueño. Ahora sí, pasaremos a las razones de porque y que podrás hacer en cada caso. 

Razones y consejo para hacer que un bebé deje de llorar 

Razón 1: Identificar la razón de llanto del bebé 

Al ser el llanto más persistente en el bebé es importante poner atención por si se trata de dolor. Los más comunes son por cólicos, si no pasa los 4 meses de edad, e inflamación del oído. Notarás que se retuerce o se talla la orejita. 

Consejo: lo mejor es que consultes al pediatra para confirmarlo y/o descartar algún problema mayor. 

Razón 2: Los bebés desconocen las personas que lo acompañan 

Otro motivo para que un bebé no deje de llorar puede ser la demanda de la presencia y atención de su cuidador principal; es decir, la persona que está con él la mayor parte del tiempo y con la que estableció un vínculo de seguridad. Los bebés al momento de nacer, empiezan de manera inmediata una relación de apego con su cuidador primario, que suele ser la madre. 

Consejo: primero, entender cómo se establece este vínculo. Un bebé, desde el momento de nacer, establece un vínculo de seguridad a través de la repetición de interacciones satisfactorias. Esto significa comunicar sus necesidades (llorar) y satisfacerlas en tiempo y forma.

Se recomienda que no haya inestabilidad en las figuras que ejercen los cuidados primarios del bebé; evitar un cambio frecuente e improvisto de quienes lo cuidan. Todos los bebés nacen con la capacidad de identificar y recordar rostros, olores y voces.

Cuando hay muchos cambios de cuidadores, el bebé experimentará estrés que se manifiesta en un llorar incontrolable. Lo ideal es que lo consuele la persona con la que más interacción tenga, por lo general la madre. Si alguien más ayudará en su cuidado, es aconsejable que sea paulatinamente, y al inicio, en presencia de la mamá. 

Razón 3:  Cambios en el sueño de los bebés 

Otras de las causas del llanto inconsolable, son las alteraciones del sueño. 

Consejo: es necesario consultar las tablas pediátricas en las que se señala la cantidad de horas de sueño (incluyendo siestas) que deben tener los bebés. El llorar desconsoladamente disminuirá en la medida en que reponga sus horas de sueño. 

Razón 4: Violencia física y verbal en el entorno 

Otras de las razones de estrés en los bebés y por lo tanto, el llanto inconsolable que conlleva, es la violencia verbal y física ya sea hacia él o en el entorno en que vive. 

Consejo: los bebés merecen un ambiente pacífico para su adecuado desarrollo., si existen discusiones entre pareja o familia hablarlo con tranquilidad y sin estar con el bebé cerca. 

Razón 4: Sobre estimulación en el entorno del bebé

Mucho ruido, luces, sonidos, personas alrededor. Demasiada información que le es imposible procesar. Si no llora desconsoladamente, pero se manifiesta inquieto, incómodo, molesto, puede ser por esta razón. 

Consejo: mantener el orden y la calma en casa, , evitar golpes y caída de objetos fuertes, ambientar el lugar donde el bebé esté con música que ya sea conocida para él en le proceso de gestación o alguna especial para bebés. 

Observa a tu bebé,  conócelo. No solo te permitirá entender mejor sus necesidades e interpretar su llanto; también aportará al hermoso vínculo que tú y él construyen juntos y que durará para toda la vida.

 

CARGANDO...